Como hacer para que deje los pañales

Como hacer para que deje los pañales

¿Cómo y cuándo las niñas y niños deben dejar los pañales?

El control de esfínteres es un proceso complejo, es importante comprender que no se aprende de un día para el otro y que es necesario que el niño este lísto físicamente y  psíquicamente, además de que el entorno debe ser favorable para que se logre de manera exitosa.

 

Es muy importante respetar el tiempo de cada niño y no hacer comparaciones, como que un hermano mayor logro ir al baño solo a los 2 años o ya todos sus compañeros lo han logrado y él no. Esto solo genera ansiedad y tensión en el entorno del niño.

 

Las primeras señales que podemos tener en cuenta son:

 

  • El niño o la niña se muestra molesto si esta mojado o se hizo caca. A veces de manera paralela comienzan a mostrar rechazo a ensuciarse con tierra o comida por ejemplo.
  • Se despierta con el pañal seco por la mañana.
  • Avisa antes de hacer pis o caca, puede incluso pedir salir de la picina o la bañadera si se esta haciendo pis.

 

Como podemos ayudarlo en este proceso?

 

  • Es importante siempre desde muy pequeño hablarle al niño o niña, ir relatándolo lo que el adulto va haciendo durante el cambiado. Si le cambiamos el pañal con pís o con caca, si le ponemos talco, etc.
  • Cuándo son un poco más grandes, pedirles que nos ayuden a traer el oleo calacáreo o los pañales para cambiarlo, si esos elementos están a su alcance mejor.
  • Sí varias de las señales antes mencionadas comienzan a aparecer de manera conjunta, poner en el baño una pelela, un adaptador de inodoro y un banquito para que el niño pueda tener un acceso cómodo para hacer pís por ejemplo.
  • Siempre hay que recordar que cada niño tiene su tiempo y que el adulto ira acompañando armando un entorno cómodo y seguro e ira ofreciendo al niño probar usar la pelela o el inodoro. Eso dependerá también de cada niño, algunos usan la pelela y otros no.
  • Si se considera que el niño esta listo, se puede salir a comprar con el nino la ropa interior que reemplazara al pañal.
  • Es probable que las primeras veces el niño se moje la ropa, no llegue a avisar o aguante varias horas. El adulto debe acompañarlo y armarse de paciencia ya que por ser un proceso complejo llevara su tiempo.
  • Nunca hay que gritar o castigar al niño si se moja o se ensuncia esto solo retrasara el proceso.

 

Si el adulto tiene en cuenta estos puntos, con paciencia y amor el proceso seguramente sera exitoso.